Una historia doméstica

Hace unos meses, durante la madrugada, se produjo un apagón en un pueblo cercano a Madrid. La mayoría de los vecinos no se enteraron del corte porque estaban durmiendo pero, cuando se levantaron por la mañana empezaron a notar las consecuencias: un pequeño charco en la cocina al lado del frigorífico, algunos de los electrodomésticos electrónicos se habían desprogramado, el ordenador que estaba encendido procesando una tarea se había apagado…

Sonia, vecina del pueblo, se enteró del corte eléctrico cuando llevó a sus hijos al colegio y empezó a oír los comentarios enfadados de las otras mamás sobre la comida estropeada, el despertador que no había sonado…

Ella, les contó, no se había enterado de nada porque cuando se mudaron a la casa hace dos años instalaron un SAI, o sea, un sistema de alimentación ininterrumpida, para que en el momento que se produzca un corte de suministro eléctrico siga proporcionando la energía necesaria, como había pasado durante esa noche.

También en el hogar, un SAI proporciona la seguridad de que todo seguirá funcionando cuando falle el suministro eléctrico o ante picos de tensión.

En Innova Seguridad Eléctrica, S.L. tenemos un SAI para cada necesidad, consúltanos y te aconsejaremos la mejor solución.

Deja un comentario